11 Claves para una depilación efectiva y menos dolorosa

La depilación es uno de los hábitos que realizamos que más nos molesta. Los métodos más utilizados son la maquinita de afeitar/rasurarse o la cera caliente. El primero de ellos es rápido pero hace que nuestro vello vaya tomando grosor con el paso del tiempo y además en 48 horas volverán a aparecer, mientras que la depilación con cera puede durante hasta un mes, el vello crecerá más fino, permitirá sacar el pelo desde el folículo por debajo de la superficie de la piel y además te quedará una piel suave. Acá te damos unos consejos para tener una depilación sin traumas y más efectiva:

depilacion

1.- Estado de la piel a depilar

La piel debe estar sana: examina que no tengas quemaduras, irritaciones y heridas, pues la cera caliente te podrá realizar alguna lastimadura que te hará peor a la piel. Luego de esto debe estar limpia sin que quede ningún tipo de loción, aceite, jabón, crema o coloración. Esto es fundamental para que la cera se adhiera y el vello pueda desprenderse. No coloques cera sobre lunares, podrías lastimarlos o irritarlos, puedes colocar una pequeña banda adhesiva sobre ellos. Importante la depilación con cera caliente no deberían ser usados por personas con diabetes y problemas circulatorios, ni aplicados sobre varices, lunares o verrugas.

2.- Limpia tu piel

Antes de realizar el proceso de depilación con cera debes lavar la zona a depilar con un jabón suave, no uses agua demasiado caliente con agua tibia estará bien. Es conveniente uno o dos días a la semana antes de la depilación exfoliar (renovar la piel) durante la ducha con un guante de crin y gel de ph neutro pasándote por la piel con movimientos circulares, de esta manera retirarás la piel que esta muerta y pueda obstruir el folículo y causar que los vellos se encarnen. No te depiles si estuviste antes expuesta al sol.

3. Frecuencia de depilación

Esta no es una regla fija, es según el crecimiento del vello de cada una, puede variar cada 15/20 días a un mes, si realizas todos los pasos que te comentamos establecerás un patrón de frecuencia propio. No lo hagas muy frecuente de modo de no castigar a la piel.

4.- Vello corto

Uno de los tips más utilizados para que salgan los pequeños pelos de la piel que crecen hacia adentro de la piel es ducharte y luego de secarte pasarte bicarbonato. Estos pelitos saldrán afuera y te podrás depilar mejor.

5.- Temperatura de cera

Sabemos que la temperatura de la piel es de 37 grados centígrados (unos 98 grados Farenheit) y la cera no debe estar a más de 42 grados centígrados (unos 107 grados Farenheit). Si tenemos en cuenta que la cera se funde a 55 grados centigrados (131 grados Farenheit) siempre se la debe enfriar. Lo ideal es utilizar calentadores o fundidores de cera que poseen termostato y que cortan cuando llegan a una determinada temperatura que previamente determinamos. Puedes antes de colocarte la cera en la pierna colocarte una gotita de cera en la muñeca de la mano para apreciar su temperatura.

6.- Depilación menos dolorosa

Si te das una ducha antes de depilarte permitirá que los poros de la piel se agranden y cuando tires de la cera y se lleve el vello no será tan doloroso. También puedes tomar un calmante para el dolor. Los antinflamatoios de venta libre no son fuertes pero si lo tomas una hora antes de depilarte evitará que la piel se te inflame, sino que también aliviará algo del dolor asociado con la depilación.

7.- Aplicación de cera

Una vez que la cera ha alcanzado la temperatura deseada aplica una capa delgada de cera en la dirección del crecimiento del vello. Luego retírala con un tirón y un movimiento rápido. El tirón se debe realizar en el sentido contrario al que pusiste la cera. Debes sujetar la piel con la otra mano para que quede fija. El retiro de la cera la debes realizar siempre en forma paralela al cuerpo, no lo hagas hacia los costados, ni hacia arriba.

8.- Retoques luego de la depilación

Al día siguiente, no el mismo día de la depilación ya que tendrás la piel sensible, verifica en una zona con mucha luz si te quedo algún vello sin depilar. En ese caso te puedes pegar una ducha de agua caliente de modo que los poros se abran y retirártelo con una pequeña pinza de depilar teniendo cuidado de no pellizcar la piel y que no se corte y se arranque desde la raíz.

9.- Limpieza post depilación

Siempre luego de la depilación te va a quedar algún resto de cera, para eliminarlo luego que hayas finalizado puedes usar un aceite mineral (de bebe, de almendras, de oliva) y un paño suave hasta que la cera se disuelva y puedas quitártela. También servirá para calmar la piel por lo que tendrá un doble efecto.

10.- Luego de la Depilación

Luego de la depilación es conveniente darte una ducha fría o aplicar sobre la zona depilada un cubo de hielo, esto no solo refrescará la zona depilada sino que permitirá que los poros se cierren. También puedes aplicarte una crema hidratante, aceite de almendras o manteca de kárite que tiene propiedades calmantes. Esta última es conveniente que antes de aplicártela te la frotes entre las manos para darle un poco de calor y penetre mejor en la piel. Repetirle una par de veces en las primeras 24 horas de depilada si la piel tiene a inflamarse.

11.- Por último recuerda

Bueno ahora sí, finalizaste con la depilación, ahora lo único que tienes que recordar que por durante las próximas 24 horas trates de no colocar la zona depilada frente al solo y que quede expuesta al aire libre, osea no colocarse medias de modo que no oprima las piernas.



Seguinos en Facebook:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enterate Primero de las Ultimas Novedades:

Suscribete a nuestro newsletter y siguenos en redes sociales

Follow @ambitomujer